Carmen Portinho frente al MAM de Río de Janeiro | Antes de 1980 | Foto Colección Archivo Nacional de Brasil | Dominio público

No teníamos nada más que hacer | Carmen Portinho

«No teníamos nada más que hacer que abandonar todos los viejos patrones de diseños de ciudades, que solo sirven para ilustrar los clásicos libros de planificación urbana. Así como todos los intentos fallidos de remodelar estos diseños. Y buscar la solución de nuestro problema en la aplicación de los estudios realizados para la ciudad de los tiempos modernos.»

Carmen Portinho

(Corumbá, Brasil, 26 de enero de 1903 – Río de Janeiro, Brasil, 25 de julio de 2001)

Ingeniera civil, urbanista, docente, sufragista y feminista

Carmen Portinho: activista del feminismo

Carmen Velasco Portinho llegó a Río de Janeiro muy joven. Aunque nació en la ciudad de Corumbá del estado brasileño de Mato Grosso do Sul. Así, muy temprano, participó de forma activa en el movimiento feminista. Y, desde 1919, luchó con otras activistas en la organización del movimiento sufragista brasileño para conseguir el derecho al voto de las mujeres.

De este modo, fue una de las fundadoras de la Federación Brasileña para el Progreso Femenino (Federação Brasileira pelo Progresso Feminino). Entre otras, junto a Bertha Lutz. Y en esta organización ejerció de tesorera y vicepresidenta. Además, en 1933, se reunió con el presidente Getúlio Vargas para convencerlo de establecer el voto femenino universal en Brasil.

Asimismo, como activista del feminismo, en los años 20 voló con otros compañeros para arrojar panfletos sobre Río de Janeiro.

Y en 1930, con el propósito de luchar por el reconocimiento profesional de las mujeres, creo la Unión Universitaria Femenina (União Universitária Feminina) y fue su 1ª presidenta.

Asimismo, Carmen Portinho aconsejó a las mujeres que no cambiasen su apellido al casarse, en una actitud de independencia y resistencia.

Además, en 1937, fue una de las fundadoras, junto a más de 110 profesionales, de la Asociación Brasileña de Ingenieros y Arquitectos (ABEA). Y con el objetivo de alentar a las mujeres graduadas a ingresar al mercado laboral. Asimismo, fue su 1ª presidenta.

En 1950, representó a Brasil en el Congreso de Mujeres Pro-Paz celebrado en París (Francia).

Y, en 1987, formó parte de la comisión que entregó la Carta de las Mujeres al presidente de la Asamblea Constituyente.

Carmen Portinho: ingeniera y urbanista

En su faceta profesional, en 1926 fue la 3ª mujer brasileña en graduarse como ingeniera civil. Antes, en 1924, se había graduado como ingeniera geógrafa. Asimismo, en 1939, fue la 1ª mujer brasileña en obtener el título de postgrado como urbanista. Y se graduó con la tesis Anteproyecto para la futura capital de Brasil en la Meseta Central (‘Anteprojeto para a Futura Capital do Brasil no Planalto Central’). Un antecedente directo del Plan Piloto de Brasilia proyectado por Lúcio Costa.

En 1945, gracias a una beca, participó en la reconstrucción y remodelación de las ciudades inglesas bombardeadas durante la Segunda Guerra Mundial.

Y, en 1947, tras su regreso a Brasil, fue nombrada directora del Departamento de Vivienda Municipal de Río de Janeiro, creado por su iniciativa. Así y allí comenzó la etapa más fructífera de su trabajo como ingeniera y urbanista. Y junto con el arquitecto Affonso Eduardo Reidy, director de arquitectura y servicios de planificación de la Municipalidad de Río de Janeiro. Además de ser su socio y pareja durante muchos años. Así ambos diseñan y contruyen:

  • Conjunto Residencial Alcalde Mendes de Morais (1947-1950), más conocido como Pedregulho, en el barrio carioca de São Cristóvão.
  • Teatro Armando Gonzaga (1950), en el vecindario planificado de Marechal Hermes.
  • Unidad Residencial de Gávea (1952).
  • Museo de Arte Moderno (MAM) de Río de Janeiro (1954-1959).

Sin embargo, en 1951, ya había asumido la dirección ejecutiva adjunta del MAM en su sede provisional del edificio del Ministerio de Educación. Y ejerció ese cargo durante más de 15 años.

Después, entre 1967 y 1988, dirigió la Escuela Superior de Diseño Industrial (ESDI).

No teníamos nada más que hacer | Carmen Portinho

A destacar, que a lo largo de su longeva vida, Carmen Portinho recibió numerosos premios, galardones y reconocimientos. Y tanto en Brasil como en todo el mundo.

En la frase ‘no teníamos nada más que hacer que abandonar todos los viejos patrones de diseños de ciudades’, Carmen Portinho habla del urbanismo moderno.




No hay comentarios

Añadir más

Deja tu opinión | ¡Nos interesa!

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies (pincha el enlace para más información).

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: